EL LEÓN DORMIDO (*)

Olimpio Cotillo

Cuantas veces y en cuantas oportunidades habré redicho, que quien permanece tranquilo con su consciencia es hombre sosegado, permeable, analítico y generoso.

No aquel a quien le muerde la consciencia como cascabel por haber hecho algo malo, por estar en rencores, por acunar alguna maldad o sencillamente por echarse a la cama junto a un retrato y llorar a mares. Es decir, estar apasionado por “la que te dije”, hasta el cien.

Y hay otros que lucen hermosas melenas, abren la boca como león de la Metro y lucen cola de paja que cualquiera puede chamuscárselo.

A propósito de león, esta mañana leyendo un libro de cuentos de Ricardo Martínez Green, he encontrado un pasaje hindú muy sabio.

Se trata de que en aquellos remotos lugares había cuatro hermanos brahamanes. Tres de ellos conocían mucha ciencia en tanto que el cuarto hermano era casi ignorante, pero en cambio poseía mucha discreción.

Un día se encaminaron por nuevos horizontes en busca de fortuna y en pleno camino encontraron la osamenta de un león.

Uno de los hermanos dijo: vamos a poner a prueba nuestra ciencia. Yo sé juntar los huesos, y los juntó.

El segundo dijo: Yo sé poner la piel, la carne y la sangre.

El tercero dijo: Yo sé dar la vida.

Pero el hermano discreto gritó: ¡No des vida, porque nos puede devorar!.

Necio, le respondió el tercer hermano, digas lo que digas la ciencia no puede estar trunca.

Entonces, dijo el cuarto, espera a que me suba a aquel árbol.

Una vez que el cuarto hermano estuvo en la copa, el tercer científico le dio vida al león. Este se sacudió de su largo sueño y al ver a los tres hermanos científicos, se los devoró por tener un hambre de muchos siglos.

Una vez que el león se alejó, el hermano discreto bajó del árbol y lloró cuanto pudo por sus hermanos.

No dejes que el león dormido en tu consciencia te coma, te devore por más hambre que tenga.

 

(*) Del libro Tiro al Bull de O.C.C. pag. 29. Esta crónica fue leído en edición matinal por una emisora local el 22:10:91. Ediciones KAFE.

También te podría gustar...