SINCERAMENTE

Cortesía: Walter Zúñiga Figueroa

         No sé si serán los años, pero he bajado el volumen de lo que escucho y he subido el de lo que ciento.

Me estremece un atardecer, el sorbo de un café, un buen vino, una grata compañía, una bonita canción, el calor de una mirada, el poder de un beso…

No sé si serán los años, los daños…o quizá, solo quizás, empiezo a ver la vida tan bella como realmente es.

Vive y deja vivir…

También te podría gustar...