DECLARACIÓN DEL RÍO AMAZONAS

24 PAÍSES DE AMÉRICA REUNIDOS EN EL PERÚ, 2004, PARA REDUCIR LA POBREZA Y POTENCIAR EL TURISMO ECOLÓGICO

 

FOLIOS DE LA UTOPÍA

 

Y, ¡TODO ESTO SOMOS!

 

 

Danilo Sánchez Lihón

 

  1. Visión infinita

 

En el Perú somos privilegiados de pertenecer a una cultura de tanta raigambre, magnanimidad y virtud. Tenemos la gracia y la honra de ser herederos de una civilización asombrosa, que hizo de la solidaridad una política de estado, y decantó tanto la experiencia humana al punto de haberse hecho candorosa instituyendo el espíritu de fiesta para celebrar la presencia del agua, la luz, la tierra, la fecundidad y el trabajo.

Cultura andina que es valerosa, infinita y total, con actos de coraje cotidianos y una actitud llena de fervor, donde el Perú es el país diamante y cascada, mineral y retama, realidad que ante el horror de los abismos ha creado una mujer dulce y amorosa como es la mujer andina; siempre con el gesto de proteger, como una paloma primorosa, fuerte y tierna que afronta toda adversidad.

Con un país así ¿Cómo no comprometerse? ¿Cómo no tener razones para luchar, ser heroicos aquí y ahora? Ante una cultura tan honda y tan conmovedora, que ha injertado en su tronco a la cultura foránea, que la ha subsumido y sincretizado, que ha hecho una simbiosis, una amalgama, pero en donde el centro es la cultura aborigen y ancestral, ¿cómo no defenderla?

 

  1. Fiesta verdadera

 

Donde frente al balcón moro sobresale el picacho arisco. Donde frente al caballo árabe retoza la vicuña grácil. Y frente al arcabuz explosivo opusimos la chaquitaklla que se hunde para fecundar la tierra. Y frente al toro europeo se erige el cóndor de vuelo majestuoso y visión infinita.

Pero sobre todo resaltar que en el mundo andino no había hambruna, pestes ni desocupación. No había desorganización. Eran sociedades en comunión con la naturaleza y consigo mismas. Y era el trabajo que compartían la verdadera alegría y la fiesta verdadera.

Las crónicas indican que después de 70 años los españoles seguían consumiendo el maíz almacenado en los tambos y en las chulpas de los Incas. Por dicha razón, cabe reafirmarnos que somos brillo, arco iris, fuego intacto, marinera, huaino y tondero con arpa, violín y cajón, con guitarra, mandolina y acordeón.

Somos el centro de la diversidad, lo diferente que armoniza, lo distinto dentro de la unidad. Aquí, para hablar de diversidad se cultivaban 2000 variedades de papa en los terrenos de altura; brotan 500 variedades de flores en los peñascos y sobre los abismos.

 

  1. Único en el mundo

 

Pero, en versión propia sostener esto podría parecer unilateral, entusiasta y parcial. Cualquier apreciación sobre el prodigio y la maravilla de nuestra cultura podría parecer alabanza propia y pretensión.

Por eso, he aquí un pasaje de los muchos y abundantes que apunta Jim Plunkett en el Boletín de la Asociación Norteamericano-canadiense acerca del Perú en su número de noviembre del año 2003:

Perú tiene la más grande variedad de platos de comida en el mundo: 468 según el libro de Récord Guinness.

Es peruano el olluco, hay más de 30 variedades, la quinua, el grano rico en proteínas con 25 variedades, el maíz con los grandes más grandes y suaves del mundo, hay más de 32 variedades conocidas.

Es peruano el pisco, cebiche, chirimoya, guanábana, lúcuma, granadilla, alpaca, vicuña, caballo de paso…

Con más de 1,701 variedades diversas de aves, Perú es el país con la mayor variedad de aves en el mundo. Perú es el segundo país en el mundo en variedad de primates con 34 especies.

 

  1. Tierra que fructifica

 

Pero, continúa Jim Plunkett en pasajes más extensos:

Perú es el tercero en mamíferos con 361 especies. En reptiles con 297 especies.

Es el quinto en anfibios, con 251 especies… 84 de las 103 zonas ecológicas que existen en el mundo están en Perú… En sólo un árbol en Madre de Dios, el shihuahuaco, los científicos –específicamente entomólogos- encontraron 5,000 especies de insectos, 80% de los cuales eran nuevos para la ciencia…

El primer catálogo genético de la flora peruana contiene más de 3,000 variedades, de las cuales 524 han sido clasificadas como comestibles; 401 como productoras de madera; 304 como tóxicos para la producción de insecticidas; 213 para fines medicinales; 110 para la preparación de colorantes y tintes; 100 para la elaboración de herramientas; 90 para fines ornamentales; 36 para la preparación de aceites y ceras y 35 para la preparación de bebidas…

En la región oriental de los Andes uno puede encontrar más de 3,000 variedades de diversas orquídeas de las cuales 2,000 han sido clasificadas a la fecha… 4 de los diez cereales que existen en el mundo son originarios del Perú.

 

  1. Somos grito proclama

 

La quinua, el maíz, la cañihua y la kiwicha. La última ha sido considerada por la NASA como un importante elemento en la dieta de los astronautas…

A lo largo de la costa peruana viven 20 de las 67 especies de cetáceos menores, o especies parientes de las ballenas… El océano peruano ofrece 700 diferentes variedades de peces y 400 variedades de mariscos…

Los lagos de Mejía en el departamento de Arequipa son el hábitat de miles de aves migratorias. Más de 150 especies arriban aquí durante el año. Más del 50% son residentes permanentes.

El resto son visitantes regulares que emigran de los cuatro puntos cardinales del globo.

Por eso levantemos fervorosos la bandera del Arco iris que es hermandad en medio de la diversidad, que, es decir: somos únicos y unidos. Somos tierra que fructifica, somos alimentos colectivos, agua que ríe y canta. Somos montañas que se iluminan, viento que mece las espigas, bajíos profundos y cumbres inhiestas. Somos estas manos de barro, pero a la vez los puquios de agua transparente. Somos grito y proclama. Y somos arrullo y somos suspiro.

 

  1. Luz primigenia

 

Somos hermanos: somos hijos de la tierra, de la Mama Pacha, que es sagrada, expresión de la reciprocidad: no del te doy, y tú me das, sino del todo lo mío es tuyo. Somos mandamiento de apoyo colectivo: el ayni, que es mandato de solidaridad, de servicio y ayuda mutua. Es el dar que contiene en su fondo el recibir, porque al dar recibo. Esta es la fórmula de amor hecha práctica social; la fraternidad y el colectivismo como visión del mundo y la vida que es lo que más caracteriza al mundo andino.

Y no hemos dejado que se apague el resplandor de nuestras cumbres tutelares ni que dejen de espejear su luz bienhechora ni ayer, ni hoy ni mañana, sino que han de brillar siempre y más todavía. Sea al amanecer, al mediodía o al atardecer sigue viva, palpitante y llena de pujanza.

Sintiendo y sabiendo que detrás de cada zaguán se arropa nuestra cultura aparentemente pobre y mísera pero que es el bien más preciado que ahora debemos defender para verdaderamente ser ante al mundo. Porque pertenecemos a una cultura que es herencia y es legado mártir. Porque ha costado mucho que hasta ahora lleguen, aunque mimetizados todos los valores que hicieron grande al Perú antiguo. Porque en el hombre cotidiano, peón, asalariado, ambulante en las calles, habita aquella luz primigenia.

 

  1. Acrisolada sabiduría

 

Porque hemos hecho mientras tanto que nuestros dioses se vuelvan mendigos deambulando por las calles de nuestras ciudades estupefactas. Porque hemos escondido nuestros dioses en el fondo de los íconos que se nos impusieron. Pero, es más: los ocultamos en nosotros mismos. Por eso, ¡que no se nos pierdan allí dentro! Porque allí están habitándonos los pumas, las pacarinas, las huacas, las divinidades de la tierra. Se han dormido un tanto, es cierto. Despertémoslos suavemente. No se nos vayan a ir al fondo del pozo o se nos esfumen. Hemos escondido las huacas dentro de nuestros propios corazones, al Dios dentro de nosotros mismos.

Hemos subsumido a nuestros dioses, por eso andamos así, como si cargáramos un peso inmenso que nos colma por adentro y nos dobla las espaldas. Pero, además, al estar dentro de nosotros mismos nuestros dioses se han hecho cotidianos. Aquí están al frente o al lado nuestro. Catequil, un viejo de 100 años. Catari, un maestro ya jubilado, Moshep vigila atento la marcha de los niños, Checán, el amoroso, carga bultos en el mercado. Porque el Perú es tierra sagrada. Cada una de sus montañas es un dios, sus ríos y sus árboles son pacarinas. En cada brizna de hierba hay sentimiento, delicada y fina sensibilidad como gigantesca y acrisolada sabiduría.—

 

FRASE CÉLEBRE

 

         EN SERIO

El conocimiento no vale si no se comparte

Juan Miguel Hernández Cruz

 

EN BROMA

En la bullanguera calle, donde se cuecen miles de potajes, desde los más sabrosos a los más indeseables, sirve de termómetro para ver quién gana en las elecciones.

OCC

También te podría gustar...