DOLOR DE CABEZA

Este domingo 7 de octubre será histórico por dos razones: Una, porque será el día en que nos habremos puesto la soga al cuello y segundo, porque la sabiduría del pueblo habrá sabido escoger a su verdadera autoridad edil o regional.

Pero estamos seguros que estaremos con dolor de cabeza buscando afanosamente un “mejoral”, esa pastilla antigua que hacía milagros para calmar el dolor de la tutuma por mil razones, a veces escondidas y otras públicas, pero dolor al fin.

Es que los peruanos somos muy fáciles de engañar, de engatusar, de creer a pie juntillas en el vendedor de sebo de culebra que según él es mágico y hasta milagroso. Nuestro psiquis es muy maleable a los engaños y a los encantamientos; de esto estoy seguro.

¿Quién ganó?…!El amor de tus amores!…!Bravo!, hoy es cuando me voy a enriquecer…

¿Quién ganó?…!Tu pesadilla!…!Por los clavos de Charcapo…ese es chancho que no da manteca!

¿Quién ganó?…!La culebra!…!Pucha!, arrastrándose por el fango ha logrado engañar a todo un pueblo y ahorita empieza a vender el mercado, a hipotecar el Campo Ferial, a “remodelar” las plazuelas con precios sobrevalorados, a permitir las construcciones clandestinas y sin licencia pero previo pago “por lo bajo” para sus propios fondos. A mí con cuentos de honradez, si al Dr. Chantada lo conozco como si fuera su mamá.

Y ahora ¿por qué te quejas, si tú mismo te pusiste la soga al cuello?.

También te podría gustar...