AVIÓN ACROBÁTICO

Cortesía: Orlando Osorio M.

            Un judío que le ha prometido a su hija un viaje en avioneta como regalo de cumpleaños, está negociando con el piloto acrobático:

-¿Cuánto me cobra por dar un paseo de una hora?.

-Quinientos pesos.

-¡Uff! Eso es mucho dinero ¿Y si solo es media hora?

-Por media hora, doscientos cincuenta.

-¿Doscientos cincuenta? ¿No tiene nada más barato?

-Pues mire, podemos hacer un trato. Si usted se sube a la avioneta y es capaz de estar completamente callado durante todo el vuelo, no le cobro ni un peso.

-¡Hecho!

            Suben los tres y el piloto empieza a hacer piruetas, rizos, caídas en picada, el avión boca arriba, boca abajo…y el judío, mudo.

            Por fin se cansa el piloto y aterriza.

-¡Oiga!, me tiene usted asombrado. Mire que hice cosas peligrosas con la avioneta y usted no pronunció no una palabra.

-Si quiere que le diga la verdad…ESTUVE A PUNTO DE GRITAR CUANDO SE CAYÓ MI HIJA…

CHISTES DE MI PUEBLO:

1.-A mi compadre Efraco (De Efraín) le dicen “balón de gas”

-¿Por qué?

-Porque su mujer le lleva de la oreja a la cocina.

                                               ***

2.-A mi compadre Efraco ahora le llaman “Moisés el de las dos tablas”

-¿Por qué?

-Porque una es para lavar y otra para picar cebolla.

                                               ***

3.-Dicen que los hijos de los peluqueros son el fruto de la tomadura de pelo.

 CHAUcayán.

También te podría gustar...