COMO POMPA DE JABÓN

Yo siempre he confiado de mi propia fuerza. Si la fuerza depende de otros, es muy relativo el triunfo.

¿Dónde quedó la tan mentada mayoría fujimorista del Congreso?

Fue una pompa de jabón, quedó en nada a la hora de votar para vacar al Presidente PPK.

Y todos señalan que el artífice ha sido Kenji, el hermano menor del clan.

¡Quién lo creyera!…a la hora de la verdad domó a la tigresa.

Por eso, yo siempre he confiado de mi propia fuerza…

Y los tubos de ensayo de Kenji están a la vista, así le lluevan amenazas, críticas e infundios que son pasajeros.

Y casi se olvidan de las barras de fuera del hemiciclo del Congreso que pugnaba por conocer el resultado de la votación que fue favorable por la permanencia de PPK en la Primera Magistratura de la Nación.

Nos preguntamos ¿Y cuál hubiera sido el desenlace de la votación si hubiera sido por la vacancia de PPK? ¡Dios nos libre de los idus de diciembre! En estos momentos las hordas del pueblo estarían en las calles. Se vislumbraba una asonada popular, un descontento general de grandes proporciones contra quienes desde las elecciones pasadas, daban muestra de intolerancia para con PPK, hacían gala de soberbia y no medían las consecuencias de su avaricia por el poder.

En consecuencia, demos gracias a la pompa de jabón…

Aunque es nuestro deber alertar al Presidente PPK que le sostiene un hilo solamente y debe buscar una cadena de acero irrompible.

 

COMENTARIO 2

EL ALPAMAYO, LA MONTAÑA MÁS BELLA DEL MUNDO

 

Por DANILO SÁNCHEZ LIHÓN

 

Viajando por el verde valle del Callejón de Huaylas, admiramos el hermoso panorama que ofrece la imponente Cordillera Blanca con sus cumbres de hielo que se perfilan en el cielo de azul añil de nuestra serranía. allí se erige el Huascarán, la más alta mole blanca de esta cadena de montañas destacando a primera vista, más no así el Alpamayo que para poder apreciar su belleza es menester enrumbar más hacía el norte hasta llegar a la risueña y alegre ciudad de Caraz.

Desde Caraz hay que hacer el recorrido hasta el caserío Cashapampa. De aquí nos internaremos cordillera adentro, en un mundo silencioso de pampas, quebradas, rocas escarpadas y picachos relucientes bajo los rayos del sol, e iremos descubriendo hermosas y perfumadas flores que emergen entre los bosquecillos de queñuales, quisuares y retamas. Aparecerán en lo alto de las cumbres el cóndor y entre las quebradas veremos retozar a tarucas, vizcachas, acechados por pumas y zorros, para avanzar hasta la quebrada Los Cedros, desde donde apreciaremos en toda su magnitud el esplendor de la blanca pirámide del Alpamayo, que se alza majestuosa con sus líneas perfectas, alcanzando una altura de 5,947 metros, muy próxima a los 6 mil.

El Alpamayo fue presentado al mundo en el año 1935 por los exploradores y científicos Hanz Kinzl y Erwin Schneider. Más tarde, en 1951, fue escalado y descrito con mayor precisión por un grupo de montañistas franco-belgas, quienes hicieron circular por el mundo entero noticias sobre la elegante belleza del Alpamayo. Su forma piramidal es perfecta, su cumbre es empinada, y representa un reto para los andinistas. En 1966 fue proclamada por la revista Alpinismus como “la montaña más bella del mundo” en un certamen realizado en Alemania y que congregó a expertos montañistas del orbe.

Contemplar el Alpamayo es una experiencia atávica, mística, y religiosa, de estar ante lo sagrado; ante quien confrontamos moralmente nuestra vida; sea por su forma piramidal perfecta, aguda y sin par; sea por su blancura impoluta desde su base hasta su cumbre, por su estela de esplendor que concentra todos los arco iris; sea por su ubicación en lo recóndito de la Cordillera Blanca, rodeada de un verde magnificente; constituyendo así una maravilla, una indescifrable hierofanía y un absoluto

vívido y tangible en este universo.

También te podría gustar...