EL MAESTRO: PRODUCTO DE UNA CRISIS, DE UNA ANGUSTIA, DE UNA DESESPERACIÓN

Dos comentarios enfocadas por la autora del libro :”El Grito del Dolor”, de Emma Díaz Mallqui

 

Dos poemas dedicados al Maestro

 

         Las fuentes de inspiración son: La madre y maestra en el hogar, en la familia, mamá con los hijos, la eterna maestra. Las siguientes estrofas están dedicadas a los estudiantes que tienen poco interés por la lectura, por conocer otras ideas quizá peores o mejores, tal vez igual a la suya; y tan solo quieren vivir por vivir sin valorar la necesidad de estudiar para ser algo en la vida, para entenderla y vivir inteligentemente cada día. A partir de la sexta estrofa está dedicada a los docentes que no tienen vocación

para enseñar, solo son maestros de azar, por necesidad de trabajar, como no tienen formación académica tan solo hacen lo que consideran conveniente, sin considerar que el alumno está aprendiendo de él o de ella, más de su comportamiento que de sus bonitas palabras, que no logra sus objetivos sino otros de su propia conducta como ser humano, con yerros y muy pocos aciertos.

Y por último, CUANDO LOS ESTUDIANTES SE DAN CUENTA, SE FRUSTAN , SE DECEPCIONAN, DESARROLLAN UN SENTIMIENTO DE RESENTIMIENTO SOCIAL Y LOGRAN UN FUTURO CONFUSO EL RESTO DE TODA SU VIDA.

Todo esto sucede, cuando el MAESTRO ejerce la pro0fesión sin vocación, sin amor, sin perspectiva, sin espíritu constructivo.

 

SEMBLANZA DE UN MAESTRO A SUS ALUMNOS

(Pag. 37).- Es una poesía libre, sin el rigor poético de una poesía clásica, más atiende al mensaje que a la expresión; trata de una reflexión amorosa, de agradecimiento a los alumnos, considerando que MAESTRO y ESTUDIANTE forman un binomio  muy bien ensamblado; que el MAESTRO sin alumnos no s3ería maestro y los ESTUDIANTES sin el maestro qué podrían hacer o aprender?. Por consiguiente son una bisagra que se necesitan uno al otro como todo lo que existe en la naturaleza: el agricultor de la tierra, el carpintero de la madera, el cerrajero del metal, el médico de sus pacientes, el transportista de sus pasajeros, etc. . La naturaleza toda está llena de binomios, quizá de trinomios o más, pero al final la labor es de servicio, siempre haciendo algo a favor del otro, por el otro y para el otro, así como los padres para los hijos y viceversa. Y encima hacemos poco todavía como desagradecidos que la naturaleza nos pone en el camino mucho por hacer y poco po0r recibir. Sin embargo tenemos que aprender a ser felices de lo poco o mucho que recibimos.

 

MAESTRO II (Pag. 39)

Son lindas palabras que confirman todo lo dicho buscando un verdadero MAESTRO para nuestros hijos que conforman las nuevas generaciones. Exaltando la labor de los buenos MAESTROS, y la gratitud que sienten los ESTUDIANTES de los buenos profesores.

¡Feliz día MAESTROS del Perú!

 

También te podría gustar...