2.-CRONICAS BAHIANAS

Turrones y reality show

Vamos a la fiesta del Carmen, negrita/ vamos que se acaba ya la procesión/ …” Y, también hay turrón. Es el mes morado, el Sr. de Los Milagros, que se celebra el 18 de octubre. Justamente por ello, el “Día de la Canción Criolla”, originalmente previsto para ese día, pasó al día 31 según el Decreto Supremo de 1944 promulgado por el presidente Manuel Prado: “Declarase el 31 de octubre ‘Día de la Canción Criolla’ que se destinará a difundir la música comprendida dentro de la mencionada denominación”. ¡Qué maravilla! ¡Cabe todo!. Estudiosos apuntan que esta fue una medida de efecto político, en el que Prado buscaba mejorar sus relaciones con los sectores obreros de la Costa peruana, que crecían en organización y representatividad en ese periodo.

Independiente de los quereres del Sr. presidente, el criollismo es un fenómeno que viene de mucho antes. Un lugar común entre diversos estudiosos y entendidos en el tema podía sintetizarse en: “lamentablemente, el negro era enemigo natural del indio”, frase que Manuel Acosta Ojeda usa como punto de partida para su artículo “La canción de Lima” publicado en el Diario El Peruano, 23 de mayo de 1977. En él rechaza esa premisa apoyándose en el trabajo histórico de Juan José Vega quien demuestra que el negro hizo parte del ejército de Tupac Amaru junto con los indios, y desarrolla: “El negro que crea El congorito a mediados del siglo XVIII, estaba en pleno proceso de peruanización, comía papa, quinua, charqui, chuño, oca, cancha, mote, cuy, conoció al cóndor, la llama, la vicuña, el guanaco y la alpaca. Alguna vez se puso poncho, ojotas y chullo. Vio bailar el huayñu y la q’aswua. Su risa estaba mojada de lágrimas peruanas”; pasa a analizar el negro limeño de “Abajo el Puente”, como era conocido el ahora barrio del Rimac, registra su fecunda creación de festejos, zamacuecas, amor fino, décimas, alcatraz, son de los diablos, panalivios, mozamalas, haciendo referencia al grupo conocido como “Los doce pares de Francia” que estaban en el famoso Malambo. Registra y rescata la figura de Augusto Áscuez Villanueva, folclorista de Malambo y concluye: “Creemos, pues, entonces, que criollo también puede ser un serrano, pues es tan criollo un tondero, un yaraví o una marinera como una muliza. Hay que reivindicar al negro peruano, creador de la canción popular de Lima, y no discriminarlo como hasta ahora, porque siempre que hay un programa musical escucho decir: “Tal día va lo serrano, después lo criollo y al final lo negroide”.

Es difícil no concordar con Manuel Acosta Ojeda. Felizmente hay más. Un artículo de María Angélica Ruiz, publicado en el Blog Cantera de Sonidos con el título de “Doce pares de Francia en el ande peruano”, trae a la luz un trabajo en la provincia de Canta, distrito de Santa Rosa de Quives, comunidad de Pampacocha. Describe el origen de la Pallas de Pampacocha, que podrían ser

semejantes a la Pallas de Corongo; y, así, de repente viene a la memoria la escena de la película Kachkaniraqmi donde el clan de los Ballumbrosio visita la tumba del patriarca, Amador Ballumbrosio, zapateando, acompañados por el violín de Don Maximo Damian Huamaní, de Ishua. Los quereres del Sr. presidente terminan siendo adjetivos; lo valioso es que el mestizaje con valores de diverso origen, con raíces profundas, fecundos, creativos y actuales, continúan dibujando lo que somos. La canción criolla es una de sus muestras. Siguen dos link para la fecha: De vuelta al barrio, con la voz de Alfredo Leturia (https://youtu.be/8fNpQWi3Jqshttps://youtu.be/8fNpQWi3Jqs ) y La gripe llegó a Chepen en la versión de Callejón Bendito (https://youtu.be/yHAQEpGyiig ). Naturalmente, en ocasiones como esta se justifica un torontel, ¡Salud!

En esta Terra Brasilis el reality show continúa. Es bueno explicar.

En la crónica 129 (02/10) se postuló que el gobierno tiene un estilo de gestión, donde todo los días el presidente o alguno de sus colaboradores lanza alguna provocación, difunde algún chisme, simula “enfrentamientos artificiales”, contra la izquierda o, inclusive internamente, de tal manera que se genera una “crisis” cualquiera, en realidad “crisis” al por mayor. En este periodo se puede identificar:

Con relación al desastre ambiental del derrame de oleo en el Nordeste, 200 Km. de playas afectadas; primero la noticia fue ocultada, tanto por el gobierno cuanto por la prensa. Con cuarenta días de atraso el presidente se pronuncia insinuando que el origen del desastre es Venezuela, lo sigue el ministro de Medio Ambiente y, hasta el momento continúa sosteniendo esa hipótesis. La prensa corporativa, ante el tamaño inocultable del evento tiene dos momentos, primero intenta acompañar el discurso oficial, pero los datos técnicos lo hacen insustentable, entonces “parcela” las noticias en ámbitos locales, destaca la movilización popular en la limpieza de las playas, de manera que se convierte en eventos locales controlables, inclusive por la población, y omite, hasta donde puede, discutir el origen del derrame, su impacto en los manglares, el tiempo de recuperación de la flora y fauna. El ministro de Turismo entra, caminando, a una playa pernambucana para demostrar que el derrame esta controlado, aparece en el reportaje junto a la placa del servicio de local que informa ser esa playa impropia para el baño.

Hasta que el Comandante de la Marina, Almirante Ilques Barbosa Junior, durante el viaje del presidente Bolsonaro a China, zanja el asunto: “Lo que se sabe por los científicos es que el petróleo es de origen venezolano, no quiere decir que hubo en algún momento, y no hubo eso, comprometimiento de cualquier sector responsable tanto público cuanto privado en Venezuela”.

Nada de lo cual impide que el presidente explicite la motivación central (18/10), mantener la subasta de un nuevo lote del Pre-Sal, e insiste “[puede ser] una acción criminal para perjudicar esa subasta”.

En el Congreso el show es más movidito, grupos del PSL (partido de presidente) pelean entre sí, él propio se inmiscuye en las disputas, la ex líder del PSL, Joice Hasselman, va a la TV y dispara contra sus ex colegas, los hijos de presidente hacen lo suyo….en fin. Juntando todo, parece un reality show, del tipo: Combate, Esto es Guerra, El valor de la verdad y así por adelante, donde existe un guión y el resultado ya está previsto. La distinguida platea opina, “participa”. Tanto cuanto en este mega reality show en que se ha convertido la gestión gubernamental del Brasil. La distinguida platea, incluida la izquierda, responde todas las provocaciones, teoriza sobre cada ítem, analiza cada coyuntura, reactivamente.

Mientras tanto, la pauta central de la propuesta neoliberal del gobierno avanza sin problemas aparentes. Solo para citar dos casos emblemáticos: la mega subasta del Pre-sal (lo que todavía queda) continua firme para el día 06 de noviembre, la reforma previdenciaria (que incluye el sistema de jubilaciones) en el modelo chileno fue aprobada definitivamente por el Senado con una apabullante votación de 60 a 19. El senador Paulo Paim del PT, se disculpa públicamente “luchamos con todo lo que teníamos, fuimos derrotados”.

El Supremo Tribunal Federal debate si es constitucional la prisión después de condena en segunda instancia. La sesión está suspendida con una votación que favorece mantener la prisión con condena en segunda instancia, sin esperar la sentencia definitiva, el llamado tránsito en juzgado, de 4 a 3, sobre un total de 11 votos, incluyendo el presidente del Supremo. Volveremos sobre este tema.

¡Hasta breve!

Un abrazo

Enrique Tinoco

Salvador, 29 de octubre de 2019.

También te podría gustar...