LA HORA HA LLEGADO

Los resquemores del pueblo peruano empezaban a tener eco, especialmente en el beneplácito de los “disueltos congresistas” que esperaban un motivo para decir que ellos en el poder eran lo máximo y que los ofrecimientos del Presidente Vizcarra no pasaban de ser promesas.

            Pero llegó la hora en que el Presidente Vizcarra y su gabinete, han hecho conocer a sus compatriotas que “el Gobierno inaugura una nueva etapa” (de vida republicana), otorgando a los olvidados de siempre la oportunidad de mejor vida.

            Más de siete columnas maestras conforman el anuncio presidencial y todas ellas son de vital importancia:

-Se prevé el incremento del sueldo mínimo para el primer trimestre del próximo año.

-Las farmacias (y boticas) públicas y privadas, quedan obligadas a la venta de medicamentos genéricos

Los ex trabajadores (cesantes y jubilados) tendrán una mejor pensión con un incremento anual.

-Se promulgará un decreto de urgencia para regularizar la fusión de empresas.

-Se emitirá un decreto de urgencia (DU) para la cobertura de salud de 4 millones más de peruanos, actualmente sin seguro (Seguro universal).

-Se regularizará la adquisición de tenencia de armas, junto con otras medidas.

-Se destrabarán 867 obras paralizadas con una inversión de 16 mil millones de soles.

            Estas medidas de urgencia nos están diciendo a las claras, que el Ejecutivo, sin la oposición cerrada e irracional, puede gobernar mejor al país.

            Una vez más nos damos cuenta que con el congreso disuelto puede haber mejores opciones para una mejor vida de los peruanos.

            Que el dinero ahorrado al haberse disuelto el congreso, sirva para el pago de la “Deuda Social”, especialmente a los ex servidores del estado que en tediosas gestiones han agotado las máximas instancias del Poder Judicial y que hasta tienen la sentencia de hacerse efectivo el pago, especialmente al Magisterio por “la preparación de clases”, que hasta hoy duerme el sueño de los justos. Esta sería una medida justa que muchos peruanos de la tercera edad tienen las esperanzas de mejorar los últimos días de su existencia.

También te podría gustar...