POR CORONAVIRUS HUARAZ ESTÁ SEMIDESIERTO

Foto: Cortesía: Huaracinos de los 70s

         Sin duda el Mensaje a la Nación del Presidente Martín Vizcarra Cornejo tiene sus consecuencias determinantes para preservar la salud ciudadana ante la amenaza del llamado coronavirus que ha alertado a las poblaciones del mundo por sus consecuencias mortíferas si no se toman medidas perentorias.

            Las calles, avenidas y todo lugar de concentración de gente antes bullanguera y agitada, desde ayer lucen semidesiertas y las unidades vehiculares no circulan. Aquí se ve el civismo del poblador que acata un mandato a su favor.

            Grupos de policías y algunos soldados del ejército, recorren la ciudad advirtiendo a las personas que deben permanecer en sus casas para evitar la propagación del virus.

            Las casas comerciales han cerrado sus puertas a excepción de las farmacias que ofrecen sus medicamentos. Igualmente las parroquias de Huaraz han dejado de celebrar las misas y otros actos litúrgicos a excepción de los autorizados por el Obispado de Huaraz que mediante comunicado dio instrucciones precisas al respecto.

            En los hornos no se elabora el pan y sus variedades y si hay alguien que lo ofrece en sus grandes canastas, a los pocos minutos se han agotado. Los mercados de abastos tienen poco público y los precios se mantienen casi igual a otros días.

            Donde se observa grandes colas de amas de casa, es en los “comerciantes mayoristas” de donde adquieren productos “por mayor” ante la posible subida de precios por parte de los especuladores.

            Ayer, hasta media noche las agencias de viaje ofrecían pasajes a otras ciudades, especialmente Lima. Por otra parte, los diarios y periódicos de la capital no llegan y los puestos de venta están cerrados. El público se entera del acontecer diario a través de la TV y el Internet.             Hasta el momento de cerrar nuestra edición, no hay sucesos expectantes.

También te podría gustar...